Saltar al contenido.
Anuncios

Alucinaciones Sensoriales

Alucinaciones Sensoriales.

Las alucinaciones pueden tener lugar en cualquier campo de la experiencia sensorial.

La evidencia de presencia de alucinaciones es muy variable para el observador ya que se requiere confianza por parte del enfermo antes de que comunique sus vivencias.

Las alucinaciones AUDITIVAS son las más comunes.  La forma más simple consiste en ruidos más o menos molestos para el enfermo. Más usualmente, las alucinaciones auditivas cobran la forma de voces que el enfermo cree percibir claramente diferenciadas de las restantes percepciones auditivas.

Al estudiar el contenido de las alucinaciones auditivas, se debe tener en cuenta que estas son una parte de la vida mental del paciente, como lo son sus pensamientos conscientes, por más que la crea que provienen del exterior. Ilustra su base afectiva y su dependencia de los mismos factores que originan las ideas delirantes, el colorido similar al que estas últimas presentan de grandiosidad, persecución, culpabilidad, referencia, etc…, las voces, pueden ser las de importantes personajes que conversan con el paciente, con gran satisfacción de este. O bien, pueden ser voces que le insultan y le acusan de las más viles prácticas. Ocasionalmente, el paciente puede referir las voces como provenientes del interior del cuerpo.

Alucinación o Mentira.

Todd West, de 23 años, acusado de asesinar a siete personas en New Jersey y Pennsylvania dijo a la policía que escuchaba la voz del diablo en su cabeza.

Las alucinaciones VISUALES se presentan, en su forma más simple; como destellos de luces y colores. Las alucinaciones visuales más complejas suelen incluirse en un cuadro confesional, pero también se observan en estados de éxtasis. Las enfermedades somáticas que afectan a los centros cerebrales de la visión dan lugar también a alucinaciones visuales de tipo más o menos complejo. Los agentes tóxicos, tales como el alcohol y la morfina, originan alucinaciones visuales de contenido terrorífico, siendo estas, en muchas ocasiones, desencadenadas por la abstinencia brusca de la droga o acompañada de un estado de desorientación.

Cuando son de origen puramente psicológico, las alucinaciones visuales se muestran de acuerdo con las tendencias predominantes.

Alucinación o Verdad.

Juana de Arco afirmaba recibir luces de dios y guio al ejército francés a la victoria.

La alucinaciones OLFATIVAS pueden ser, en raros casos, el resultado de una irritación toxica, mecánica, infeccionas, etc…, de determinadas zonas del cerebro (uncus) Cuando aparecen en la psicosis funcionales, suelen ser olores desagradables el paciente interpreta como la prueba de que alguien intenta envenenarle mediante gases  otras sustancias toxicas.

Las alucinaciones GUSTATIVAS acostumbran a asociarse con las olfativas. Son, también, interpretadas por el enfermo como prueba de intentos de envenenamiento: los alimentos y las bebidas tienen un sabor extraño, distinto al usual, que muestra la existencia de alguna sustancia venenosa con la que se intenta dañarle. En algunos casos dan lugar a una negativa persistente a alimentarse.

Las alucinaciones TACTILES  (hápticas) y otras sensaciones cutáneas son comunes en los estados de intoxicación por la cocaína. Generalmente, son referidas como hormigueos. Las sensaciones que el enfermo define como igual que electricidad suelen estar relacionadas con fantasías sexuales. Toda clase de sensaciones parestésicas forman parte de los llamadas delirios crónicos alucinatorios, integradas en la creencia delirante de ser víctima de agresiones a través de electricidad, maquinas, rayos, gases tóxicos, envenenamientos, etc… Las sensaciones en la región nasal y genital están en la base de los delirios de posesión sexual.

Las alucinaciones LILIPUTIENSES o microscópicas son aquellas en que los objetos aparecen a una escala extremadamente reducida. Generalmente son muy vivas, coloreadas y móviles, siendo frecuente que el enfermo se sienta complacido con la visión de pequeños hombres y mujeres que evolucionan ante él. Han sido observadas en casos de escarlatina y fiebre tifoidea, así como en las intoxicaciones por alcohol, éter y cloroformo.

Alucinaciones CENESTÉSICAS Y PSICOMOTORAS son las sensaciones corporales, de movimiento, modificación somática, etc… Que incluyen la creencia del enfermo de que alguien lee sus pensamientos, de que las partes de su cuerpo son movidas o desplazadas sin su participación voluntaria, se halla bajo el completo control de fuerzas exteriores a él.

Tales sentimientos e ideas pueden ir asociadas con fenómenos motores tales como flexibilidad carea y catalepsia. Son la expresión de una actitud general de pasividad, y a veces, la manifestación de un deseo, no consciente formulado, de estar bajo el control de los otros.

En otras ocasiones, cuando los fenómenos antedichos son menos generalizados, las ideas de influencia son la interpretación del enfermo de ciertos actos motores que se producen de una forma automática, es decir, sin la cooperación de la parte consiente de la personalidad, y están vinculadas a la energía de determinadas tendencias inconscientes. Los sentimientos de culpa pueden estar en la base de la convicción de que los demás conocen los propios pensamientos.

.…Continúe con nosotros …
Colección Mentes Perturbadas.
Portada | Psico Mundo | DPI en Tu VIDA | Mundo Oculto
Curiosidad Humana | Frases, dichos y mucho más… | Imágenes, Humor y Risas

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: