Saltar al contenido.
Anuncios

Disparates Curiosos AMOR.

Absurdo y alocado AMOR.

Que no se podrá decir del amor… sentimiento que embriaga al mundo embelleciendo hasta a los más robustos de mente y en efecto: el enamoramiento aturde –apendeja- a cualquiera.

En las bodasbueno en la mayoría– se puede ver la mirada perdida del novio, cuyo semblante proyecta determinación y felicidad: entra con paso firme y sonrisa de oreja a oreja. La novia en cambio, caminar hacia el altar como si una nube de amor la cobijara en un profundo sueño de armonía y bienestar. Pero nunca imagine ver a un cerdo y a una cerda contraer matrimonio y la verdad me lamento mucho, ya que no tuve la oportunidad de observar como la cerda, llamada “Huang Chichi” entrar a la iglesia con ese sentimiento de estar levitando, ni la temerosa y nerviosa figura del cerdo “Xu Fuge” quien sonriente la esperaba en el altar. Hecho lamentable. “Pero quien iría hasta Taiwan”.

Debió de ser hermoso ver como contraían matrimonio estos cerditos, pero no me invitaron a la boda y tampoco me invitaron a la boda de aquel ruso desesperado que buscaba el amor perdidamente. Tan desesperado se encontraba que solicito al presidente Vladimir Putin que le concediera permiso de casarse con su vaca a la cual quería mucho. Alegando que en su pueblo ya no había más mujeres y seguro ninguna que quisiese casarse con él.

La verdad es que no se si hubo boda, como no me llevaba con el fulano, solo me entere de su petición al presidente de Rusia que seguramente le habrá fascinado presenciar la boda.

Otra boda de la que me entere e igual que las otras no fui invitado fue en el Puerto de Israel Eliat, donde una británica de cuarenta y un años de edad contrajo matrimonio con “Cindy” un hermoso delfín de tan solo treinta y cinco años.

En ocasiones presiento que huelo mal puesto que de tres enigmáticas, exóticas y glamurosas bodas no fui invitado y sin resentimientos: les deseo lo mejor tanto a los cerditos a los cerditos “Xu Fuge”y “Huang Chichi” como a “Cindy” el delfín quien todavía no llegan al acuerdo de donde vivirán si en el mar abierto o en Abbey Road, Londres.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: