Saltar al contenido.
Anuncios

El Zodiaco y las Estaciones del año.

A cada signo, su estación; a cada estación su signo.

Los signos astrológicos se suceden en el zodiaco al ritmo de la naturaleza.

Para comprende a fondo la astrología, nos debemos ubicarnos 3000 años a.C.

El Zodiaco es un sistema de lectura creado por el hombre de la antigüedad para reunir y codificar su cosmovisión: acumulación de conocimientos, visión del mundo y de la vida.

Para comprender este sistema de lectura tenemos que descubrir las analogías existentes entre cada estación del año y cada signo astrológico a partir de la observación de los fenómenos de la naturaleza.

En el Zodiaco, los 12 signos astrológicos se agrupan de 3 en 3, en cada una de las 4 estaciones.

Primavera.

Aries (fuego), Tauro (tierra), Géminis (aire)

En la primavera el elemento dominante es el aire. Por ello se dice que es la estación del año que marca el despertar, el renacimiento y la renovación de la naturaleza. En esta época el sol comienza a calentar a la tierra y los días son más largos que las noches. El agua congelada del invierno se evapora y las plantas comienzan a florecer.

Aries – La humedad se evapora, las flores brotan mientras que las plantas empiezan a crecer. Si observamos este fenómeno nos queda claro que la naturaleza es el impulso hacia el futuro, hacia la vida, hacia la luz del sol. Por ello, las palabras que mejor describirían a Aires son: audacia, entusiasmo, comienzo…

Tauro – La evaporación del agua descubre la tierra firme que aun todavía húmeda es fértil con ello las plantas se nutren. Es el momento idóneo para la procreación, fecundidad… Atributos propios del signo de Tauro.

Géminis – El sol se eterniza en el cielo siendo los días más largos que las noches provocando que el aire sea más ligero… Podemos vagar ante el gran colorido de la vegetación aspectos característicos del signo de géminis.

Verano.

Cáncer (agua), Leo (fuego), Virgo (tierra)

El calor o su elemento el fuego es el elemento dominante por ello los días son los más largos del año y sus beneficios favorecen al crecimiento de la naturaleza y la tierra ofrecer sus riquezas.

Cáncer – La tierra poco a poco se va secando, el agua del invierno se ha evaporado en su totalidad. La tierra tiene sed y la superficie marítima se recalienta. La naturaleza necesita frescura, ternura, apapacho, flacidez… características de Cáncer.

Leo – La tierra está seca. El aire quema y los fulgores del sol ofrecen su potencia. Las flores están maduras, impregnadas de sus rayos. La naturaleza esta rica, generosa y la cosecha abunda calificativos del signo de Leo.

Virgo – El sol comienza a declinar, los días se hacen más cortos. Es el momento de almacenar, guardar, administrar las cosechas. La tierra recupera sus derechos de arar, se poda y se labra. Orden y las facultades de discernimiento y previsión cualidades propias de Virgo.

Otoño.

Libra (aire), Escorpio (Agua), Sagitario (Fuego).

Elemento dominante la tierra. La noche vuelve a reinar y aparentemente el sol se aleja, pero en realidad, se trata, de la situación contraria: es la tierra quien se aleja del sol en este periodo del año. Mientras que el antiguo observa desde la tierra no percibe que esta se mueve, sino que el sol es quien se aleja.


A lo largo de los días de otoño aumenta el frio y la humedad aumenta. La tierra se muestra menos fértil haciéndose más receptiva… Aspira ser fecundada. – Todo lo que viene de la tierra deberá volver a ella – principio fundamental e inmutable de la vida en la tierra y en este sentido, podemos decir que se auto fecunda. En otoño entre en una fase de fermentación, de regeneración. Actúan sus fuerzas secretas, sus recursos y sus riquezas interiores.

Libra – La naturaleza se encuentra en una fase de transición suave. Fluctúa entre los calores del verano, que todavía están cercanos, y la humedad de principios del otoño. El aire seco se humedece más cada día mientras que la tierra labrada, reposa. El hombre trabaja en el justo reparto de los frutos que le ha dado: unos atienden a las necesidades vitales, otros vuelven a sembrarse para la siguiente producción. Esta distribución corresponde totalmente a Libra.

Escorpio – El frescor creciente de la naturaleza se va despojando de su abrigo verde. Solo se puede alimentar de ella misma para subsistir. Consume sus bienes más valiosos para regenerarse. Para poder cosechar, es necesario sembrar, acción que implica seleccionar y sacrificar la mejor semilla con el fin de obtener una cosecha abundante. Este último sacrificio realizado para renovarse es Escorpio.

Sagitario – El frio aparece sin embargo la tierra ha sabido conservar en lo más hondo de si misma la potencia del calor del verano, gracias al cual la semilla se abre. Este calor oculto, invisible en la superficie, es una promesa para el futuro. A partir de ese momento, el fuego se hace continuo e íntimo. Es el fuego del hogar, alrededor del cual los hombres se reúnen para calentarse cuando se aceran los fríos. Es generoso, tranquilizador, estimula las energías profundas. Es el fuego de Sagitario que crea y reúne.

Invierno.

Capricornio (tierra), Acuario (Aire), Piscis (Agua)

El elemento dominante es el agua. Bajo el abrigo del aire frió, la lluvia se transforma en nieve, la humedad en hielo. Transformando su reinado en el reino del agua helada.

Capricornio – El frió penetra la tierra, hiela su superficie, la endurece. El animal hiberna en su cubil. El hombre se refugia en su casa. La semilla se repliega para sobrevivir y la naturaleza agredida por la temperatura pasa a la defensiva. Esta actitud que aísla y obliga a no contar más que con uno mismo es la de Capricornio.

Acuario – Los vientos fríos barren continuamente la superficie de la tierra. Las noches se hacen más cortas y la fría humedad de la tierra se empieza a evaporar. El aire esta ahora más helado que la tierra. A partir de entonces, la semilla que resistió al frió recobra la vida y arraiga. Mientras tanto, revela su autonomía, gracias a la cual en la próxima primavera podrá surgir de nuevo. Se trata de la expansión de la voluntad de independencia de Acuario.

Piscis – Los días son más largos que la noche y la temperatura exterior aumenta. Bajo los efectos benéficos del Sol re-naciente, llega la época del deshielo. Las aguas freáticas se reconstituyen bajo el suelo. Las fuentes, los arroyos y los ríos crecen… y a veces desbordan. La tierra húmeda es intensamente receptiva. Cambien los paisajes. Es la era de las metamorfosis, de la comunión y de la exaltación de las cualidades sensibles de la naturaleza. Es la era de Piscis.

Anuncios

Los grandes ciclos del universo y de la naturaleza fueron descubiertos por los antiguos al ser guiados por los movimientos de las estrellas en el cielo y por el ritmo de las estaciones en la tierra por medio del zodiaco.

En el instante en que el sol entra en Aries (equinoccio de primavera) hasta que ingresa en Libra (equinoccio de otoño) los días son más largos que las noches para después invertir el proceso. – Como si fijara una ley natural del equilibrio. –

En la antigüedad era muy marcado la diferencia entre los nacidos en verano cuyo medio ambiente era benévolo y suave que aquellos nacidos en invierno. A partir de estas observaciones surgió el principio de astrología: las estrechas relaciones y coincidencias reveladas y manifiestas por medio de los elementos que no tienen vínculos aparentes entre sí, pero que si se los compara pueden entonces asociarse simbólicamente al nacimiento, la existencia y el destino de un ser.


Muchos nombres antiguos eran asociados en relación a una manifestación o fenómeno natural o hecho extraordinario producido en el instante del nacimiento.


Para nuestros antepasados era de sentido común la relación existente entre cualidades de la personalidad de las personas con respecto al momento de su nacimiento. Hecho, soportado por la psicología – el medio ambiente moldea asimismo a la personalidad-

Sería interesante conocer las diferencias en el carácter de un niño nacido en verano; cuyas ropas son frescas, ligeras, rápidas de cambiar contra uno nacido en invierno, cuyas ropas pesadas, abrigadas dificultan cambiarlo. Que molestias generaría el calor o el frió en su desarrollo, el tipo de comida estacionaria… ¿ Como crees que afectaría?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: